Irlanda. Donald Trump se ha manifestado una vez más seguro de querer implementar la medida arancelaria que anunció la semana pasada, si el flujo migratorio no cesa.

En el aeropuerto de Irlanda, a punto de abordar un avión rumbo a Francia, declaró «Estamos teniendo conversaciones grandiosas con México. Veremos qué pasa. Algo muy dramático podrá pasar. Le he dicho a México que los aranceles van y lo digo en serio. Estoy muy feliz por eso«.

-Publicidad-

Más tarde, tuiteó que las charlas con México seguirían bajo el entendimiento de que si no se llegara a un acuerdo, se concretaría la aplicación del arancel del 5 por ciento en un inicio, con aumentos mensuales hasta llegar a la cifra más alta, de 25 por ciento; asegura que mientras mayor sea el impuesto aplicado, mayor será el número de compañías estadounidenses que retire su inversión de México para regresar a Estados Unidos.

Mientras tanto, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubón, emitió una declaración al término de la reunión que sostuvo con Mike Pompeo, secretario de Estado y con Mike Pence, vicepresidente de Estados Unidos; Ebrard afirmó que el tema principal de la reunión fue el tema de la migración ilegal y no de los aranceles, dijo también que están optimistas ante las resoluciones del conflicto.

Te puede interesar:  Niegan amparo a César Duarte contra captura por presunto desvío de recursos

Por su parte, los representantes republicanos ante el Congreso de Estados Unidos advirtieron ante la Casa Blanca que están listos para confrontar al presidente y para tratar de bloquear sus aranceles, ya que consideran que las consecuencias de esta imposición podrían impactar directamente en los ciudadanos norteamericanos, mediante el aumento de los precios en los productos de mayor consumo; además de poner en riesgo el Tratado comercial entre México, Estado unidos y Canadá (T-MEC), cuya aprobación sigue pendiente en el Senado mexicano y en el Congreso estadounidense.

VR