Los tiempos han cambiado y con ello las formas en que algunas personas son torturadas, ya no se utilizan los golpes, los choques eléctricos o la asfixia para hacer sufrir a alguien. Ahora la tortura es escuchar a Maluma y a Bad Bunny.

Escuchar por una semana– Sí, una semana entera– las canciones de reggaeton de los cantantes Maluma y Bd Bunny a volúmenes altos, fue la tortura que supuestamente le hicieron  pasar a ocho presos en la cárcel de Pancho Viejo, en el estado de Veracruz.

«El ruido de la radio no me permitía conciliar el sueño debido al volumen de la música y la repetición de canciones de memoria USB con ritmos de banda y reggaetón», declaró Aguirre, exfiscal de Xalapa, quien fue condenado por desaparición forzada de 13 cadáveres.

Sin duda alguna, esta noticia tiene muy feliz a Natalia Lafourcade, quien se mostró molesta cuando Maluma ganó un premio grammy al mejor disco pop del 2018.

MDJA

Te puede interesar:  Ricardo "N", "La Loca", presunto responsable de ataque en Coatzacoalcos