México. La violencia e inseguridad en México ha llegado a un total de 26 mil 405 homicidios en el país, lo que deja en evidencia los débiles esfuerzos de las autoridades por erradicar este fenómeno que afecta directamente a la sociedad mexicana.

En casos recientes, una joven de 18 años fue asesinada en Reynosa, Tamaulipas. De acuerdo con los hechos, la mujer se dedicaba al sexo-servicio, fue golpeada y estrangulada al interior del bar “La Chamba”, en donde trabajaba, ubicado en la zona de tolerancia. Según sus conocidos, la joven dejó a una niña pequeña en orfandad. Por su parte, las autoridades policiales iniciaron las investigaciones para dar con el agresor.

En Ensenada, Baja California, se reportó una balacera entre sujetos armados en la zona centro de la ciudad, el saldo fue de dos personas muertas y una detenida. De acuerdo con la Procuraduría General de Justicia del Estado uno de los dos sujetos que viajaba en una camioneta Nitro falleció en el lugar y su acompañante fue trasladado a la Clínica 8 del IMSS en donde falleció más tarde.

En la comunidad de Manlio Fabio Altamirano, Veracruz, se dio el hallazgo de dos cuerpos del sexo masculino de entre 25 y 30 años de edad, los cuales presentaban huellas de tortura, uno de ellos fue amordazado y fueron encontrados en un camino de terracería que dirige a la comunidad de La Cocada. Por su parte, elementos de la Policía de Seguridad Pública del Estado y personal de la Fiscalía Regional de Justicia en turno para tomar conocimiento.

En Zacatepec, Morelos, dos hombres fueron asesinados con arma de fuego durante un ataque armado a una taquería ubicada en la carretera Jojutla-Alpuyeca cerca del poblado de Galeana. De acuerdo con los informes, una de las víctimas es un joven de 19 años que trabajaba en el establecimiento, el segundo es un hombre de la tercera edad, a quien los agresores dispararon cuando vieron que se asomó a ver qué ocurría. Posteriormente se dieron a la fuga a bordo de una motocicleta.

MEVS

 

Te puede interesar:  AMLO con tiempo para recibir a Andy Ruiz, pero no para los Derechos Humanos