México. El presidente estadounidense Donald Trump, envió 750 nuevos agentes a la frontera de México, esto con el propósito de hacer frente a la llegada de migrantes y reconoció que esto causara más retrasos en el comercio.

A través Twitter, el mandatario aseguró que el gobierno mexicano debería usar el «poderoso sentido común» de las leyes de migración para frenar el flujo de indocumentados y repatriarlos.

Trump afirmó que «hasta que México limpie esta migración ridícula y masiva, nos centraremos en la seguridad fronteriza, no en los puertos de entrada».

Por otro lado, migrantes y activistas quemaron efiges de Andrés Manuel López Obrador y Donald Trump frente a la estación migratoria Siglo XXI, en Tapachula Chiapas.

NGF

Te puede interesar:  AMLO asegura que a Marcelo le fue ”muy bien” en EU… pero en realidad lo dejaron plantado