Estados Unidos. Luego de nueve meses por el fallecimiento de una menor migrante originaria de El Salvador en manos de las autoridades estadosunidenses, éstas lo reconocieron.

El pasado 29 de septiembre del 2018 la niña migrante de solo 10 años de edad perdió la vida mientras estaba bajo custodia de las autoridades de migración, sin embargo ninguna dependencia informó sobre el fallecimiento.

El nombre de la menor no fue revelado y sería la primera de una ya larga lista de niños migrantes que han perdido la vida pese a encontrarse bajo el cuidado de la agencia federal en Estados Unidos.

De acuerdo con CBS News recibió un comunicado del Departamento de Salud y Servicios Humanos indicando que la pequeña tenía problemas cardiacos congénitos.

La dependencia indicó que, pese a que la niña fue sometida a una intervención quirúrgica en un hospital de Arizona, había entrado en coma desde el 4 de marzo de 2018.

De manera oficial, la niña murió por fiebre y dificultades respiratorias.

Te puede interesar:  Canciller: El incremento del flujo migratorio se ha dado paulatinamente