México.- Después de que se avaló la elección de gobernador en Puebla —y se ratificó el triunfo de Martha Erika Alonso—, Morena no quedó nada conforme y acusaron que los magistrados que votaron a favor de dicha decisión “no resistieron la presión política ni la capacidad corruptora de Moreno Valle”.

“La justicia electoral en el país ha muerto”, expresó el Movimiento de Regeneración Nacional en un desplegado, asimismo, aseguraron que este hecho no debe quedar impune y se debe investigar a los personajes que ejercieron presión política.

-Publicidad-

«Los cuatro integrantes de la Sala Superior que convalidaron el fraude son parte del antiguo régimen. Por decisión de la mayoría de la población, México ya cambió, estamos construyendo la Cuarta Transformación de la vida pública de nuestro país. Vamos a seguir trabajando e impulsando el cambio para que en todo el país exista una verdadera democracia», manifestó Morena.

En el mismo texto, Morena reiteró, que la decisión del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) es antidemocrática y convalida el fraude electoral más grande en en la historia del estado.

Los cuatro magistrado que decidieron no anular los comicios son: Indalfer Infante, Reyes Rodríguez, Felipe de la Mata y la Magistrada presidenta, Janine Otálora.

JZ

Te puede interesar:  Diputada del PRD pide a AMLO dejar de usar recursos públicos para influir en las elecciones