Estados Unidos. En julio del año pasado, Diana Sánchez tuvo a su bebé en la celda que ocupaba en la cárcel del condado de Denver, sin que nadie la auxiliara ni la ayudara.

Debido a esto, la mujer ha presentado una demanda federal en el Tribunal del Distrito de Estados Unidos en Colorado contra la ciudad y el condado de Denver, así como contra el Centro Médico de Salud y seis individuos más.

-Publicidad-

Esta demanda se hizo bajo la omisión de «garantizar que Sanchez pudiera dar a luz en un entorno médico seguro y limpio», debido a que tanto los enfermeros como los ayudantes del sheriff «cruelmente hicieron que diera a luz en una celda sucia sin ningún tipo de atención médica».

Sánchez acusó que «pusieron en riesgo la vida de mi hijo. Cuando llegué al hospital, dijeron que podría haber muerto desangrada«.

EHS

Te puede interesar:  Aumenta a 14 semanas la incapacidad por maternidad