Ciudad de México. Un trabajador, de la empresa Saneadren S.A de C.V, murió debido a que respiró gases acumulados en el drenaje tras caer en una alcantarilla mientras realizaba labores de desazolve sin utilizar el equipo adecuado.

Los paramédicos que llegaron a la zona confirmaron que uno de los trabajadores afectados ya no presentaba signos vitales, mientras que el otro fue llevado en ambulancia al Hospital General de la Comunidad Europea para su atención por intoxicación de inhalación de gases.

Tras lo ocurrido, el sitio fue acordonado por elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) para facilitar las labores de Peritos de la Procuraduría General de Justicia y la Policía de investigación.

Estos trabajadores pertenecen a una empresa privada que fue contratada por el Sistema de Aguas de la Ciudad de México (SACMEX) para que realicen los trabajos en el alcantarillado de varias colonias en Iztapalapa.

EHS