Este lunes 26 de septiembre se realizará la manifestación de conmemoración por los ocho años de la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa. Y al parecer en Palacio Nacional tienen miedo.

Desde la madrugada de este lunes se comenzaron a instalar vallas metálicas alrededor de la que ahora es la residencia de AMLO.

-Publicidad-

Las vallas miden más de tres metros de altura y tienen como objetivo frenar a los manifestantes para que no lleguen a Palacio Nacional.

Esto mientras otro grupo de trabajadores desmotan el escenario de Grupo Firme a marchas forzadas tras el concierto en el Zócalo Capitalino del domingo por la noche, aunque se prevé que esto durará varias horas y hacia la hora de la marcha aún habrá mobiliario en la explanada de la plaza.