Al final de su mensaje por el Primer Informe de gobierno, López Obrador dio una muestra más de su pensamiento estalinista; destruir a los adversarios.

Y es que sin más señal que la de venganza, dijo que “los conservadores, nuestros adversarios, hoy están aturdidos, fuera de quicio, desconcertados y moralmente derrotados”.

-Publicidad-

Luego, con ese tono burlón intento un repentino control de daños: “no es prepotencia ni burla”, aclaró.

Había dedicado casi 90 minutos a la lectura de un compendio de mentiras que superó por mucho a las 50 mentiras que, en promedio, dice todas las mañanas en sus conferencias de prensa.

Sin embargo, una primera aproximación arroja poco más de 60 mentiras detectadas en el mensaje. Aquí una por una.

1.- La primera mentira la pudieron ver todos, a espaldas del presidente, en la mampara que anunciaba el Tercer Informe. Vimos el culto a la mentira.

2.- Luego, cuando apenas arrancaba la lectura dijo que era un hecho “la separación del poder económico del poder político”, lo cual el presidente desmintió minutos después, al agradecer a Carlos Slim todo su apoyo en materia energética y económica.

3.- También al arranque el presidente dijo: “ya existe en México un auténtico Estado de derecho”, cuando nadie sabe nada del accidente que costó la vida a la gobernadora de Puebla; cuanto el gobierno de Obrador solapó las raterías de Bartlett, cuando la constante son las cuotas y los cuates.

4.- Presumió, que el Ejecutivo ya no interviene en el Legislativo y el Judicial; declaración que no soporta la menor prueba de autenticidad.     

5.- “Mi gobierno no se entromete en los órganos autónomos, como la Fiscalía General, el Banco de México…”, mentira de cabo a rabo.

6.- “Este gobierno no interfiere, como era costumbre, en los gobiernos estatales o municipales”. Horas antes, el mentiroso presidente había viajado a Veracruz y Puebla para rescatar a los gobiernos fallidos de esas entidades.

7.- “Se acabó la vergonzosa tradición de fraudes electorales”, dijo, cuando horas antes Porfirio Muñoz Ledo hizo fraude en San Lázaro, cuando en Morena pelean con fraudes el control del poder y cuando la “Ley Bonilla” es el mayor fraude de la historia.

8.- Minutos antes prometió no meter mano en el Poder Legislativo pero ordeno sus legisladores “aprobar la ley para acabar con los fueros”.

9.- “En mi gobierno apoyamos las libertades, no las prohibiciones”, pero olvida la “Ley Garrote” y que reprime y persigue a sus críticos.

10.- “La relación con Estados Unidos se basa en el respeto mutuo” pero AMLO olvida la sumisión de su gobierno y la cobardía de Estado. 

11.- justificó el fracaso económico de su gobierno negando el desarrollo y el crecimiento, como motores de bienestar y, en una maroma asombrosa, arrancó el aplauso al prometer como nuevo modelo la honestidad y austeridad.

12.- “Nada daña más al gobierno que la deshonestidad”, dijo al apelar  a la honestidad de su gobierno. Olvidó a Bartlett, a sus amigos constructores Riobóo, al Súper delegado de Jalisco, entre muchos otros pillos de Morena.

13.- “En este gobierno se acabaron la corrupción y la impunidad”, pero nadie sabe dónde están un millón de beneficiarios de becas “a ninis”, nadie investiga a Bartlett y nadie sabe por que 80 por ciento de contratos del gobierno se entregan sin licitación.

14.- “Se acabó con el huachicol y el robo se redujo en 94%”, dijo, contra las cifras de Pemex, que hablan de lo contrario.

15.- Obrador lamentó la muerte de 137 personas en Tlahuelilpan, pero pronto empezará la movilización en ese municipio, porque el gobierno federal no ha cumplido nada de lo prometido.

16.- “Se canceló la condonación fiscal a grandes empresas”, pero olvida que Hacienda condonó casi 4 millones a Argos, empresa de su amigo Epigmenio Ibarra.

17.- Dijo que Hacienda realiza compras consolidadas que han arrojado ahorros por 140 millones de pesos. Olvida que eso lo hacen desde muchos sexenios atrás todos los gobiernos.

18.- “Llegaron a su fin los privilegios de funcionarios de alto nivel”, dijo el presidente. Pero olvida que en su gobierno regresó la Partida Secreta que le da al presidente el derecho discrecional de gastar cientos de millones de pesos sin comprobar; dinero que manejen sus hijos a discreción.

19.- Exhibió su ignorancia al alardear la cancelación de las oficinas de “Proméxico”, que por cada dólar que costaban regresaban siete dólares por la vía del turismo; y no dijo que en su gobierno se fue al caño esa industria.

20.- Cancelo seguridad privada –seguros médicos y guaruras–, para altos funcionarios, pero el presidente viaja con decenas de guaruras disfrazados, lo mismo que su esposa y todos sus hijos. ¿Cuándo han visto al presidente y a su prole atenderse en el IMSS o el ISSSTE?

21.- Se redujo 50% de publicidad oficial. Si, pero sólo para medios críticos. Y basta ver los casos de Proceso y La Jornada cuya publicidad se elevó hasta en 500%.

  22.- “Al presidente ya no lo cuidan 8 mil elementos del EMP”. Falso nunca lo cuidaron 8 mil personas.

23.- “Al presidente lo cuidad la gente”. Falso, lo cuidan los mismos que a Peña y Calderón, sólo que con guaruras escondidos.

24.- Obrador citó de nuevo a Juárez y su “justa medianía”. Falso, AMLO vive en un Palacio y no tiene ninguna cualidad de Juárez; tiene todos los excesos de Juárez.

25.- En otra maroma sin pudor AMLO descalifica el desarrollo económico como motor de crecimiento y hace una apología del Estado de Bienestar, en donde el gobierno regala todo para fortalecer la economía popular.

26.- Asegura que en su gobierno la Bolsa Mexicana de Valores mantuvo utilidades como nunca, lo cual es una burda mentira.

27.- Reconoce que la economía va lenta pero niega que exista crisis económica.

28.- Alardea de la mayor inversión extranjera de la historia, en los 9 meses de su gobierno, lo cual es una grosera mentira.

29.- Anuncia que en Guerrero su gobierno entregó miles de toneladas de fertilizantes, para rescatar al campo, pero no dice que es una entrega a los amigos y aliados y que por eso miles de campesinos paralizaron CDMX.

30.- Dice haber creado 230 mil empleos con la siembra de árboles, pero el dato no existe en ninguna oficina pública.

  1. Dice haber creado casi un millón de empleos con la entrega de becas “Jóvenes Construyendo el Futuro”, pero no existe un solo censo de los beneficiados, sus nombres y las empresas para las que trabajan. En realidad es el mayor saqueo a la Nación.

32.- Dice haber entregado 344 mil créditos a la palabra, en el campo, pero tampoco existe un solo dato de quienes recibieron el dinero, cuanto recibieron y qué resultados tendrá el programa. Es otro saqueo vulgar.

33.- Alegre pidió un aplauso para los migrantes porque al presidente le parece un éxito saludar con sombrero ajeno: con los empleos que han costado sangre, sudor y lágrimas de millones de mexicanos expulsados de su patria y que hacen posible la mayor cifra de remesas en la historia. La desvergüenza presidencial.

34.- Que siempre no, que el NAIM ya no se suspendió por corrupción sino por razones ecológicas. Mas maromas y más mentiras.

35.- A minutos de asegurar que es una realidad la separación entre la política y la economía, AMLO elogia la ayuda de Carlos Slim a su gobierno.

36.- Y en medio de la repulsa general, Obrador coloca a Manuel Bartlett en calidad de prohombre, a pesar de las raterías del poblano.

37.- Dice el presidente que no se elevaron los precios de la gasolina, lo cual es falso; que la economía va mejor que en 2018, lo cual es falso y que los fundamentales de la economía son sólidos; lo cual es otra gran mentira.

38.- Contrario a reciente información oficial que asegura que la recaudación se cayó en 2019, el presidente dice que creció 10%.

  39.- Y en una de los más peligrosos saltos mortales dice que la economía está estancada pero que, a pesar de eso, hay más beneficios a la gente y mas justicia social. Es decir, culto al asistencialismo que regala dinero. 

40.- El primer año de gobierno rarificó que “primero los pobres” tiene feliz, feliz, feliz a los mexicanos; pero olvida que esos pobres ya no tienen empleos, guarderías, medicinas y que la violencia le arrebata a los pobres lo poco que tienen.

41.- Insistió que juntos, los empleos del IMSS y los de “jóvenes construyendo el futuro” se crearon más de un millón de empleos, más que los creados con Peña Nieto en 2018. Falso y mentiroso. Las becas no son empleos sino dadivas con dinero público y en medio de la mayor corrupción.

42.- Presume que el tope del Salario Mínimo se elevó en 30%. Sí, pero ya no existen empleos se pagan con la referencia del Salario Mínimo. 

43.- Dijo el presidente haber creado 100 universidades que, según datos oficiales, no están en ningún lado; claro acaso en la cabecita presidencial.

44.- Prometió crear un sistema de abasto de medicamentos igual al de los refrescos y las papitas, pero ignora que las medicinas no son refrescos y papitas.

  45.- En otra desfachatez presidencial, presumió como logro de su gobierno las medallas de los Panamericanos, a pesar de que les quitó todos los apoyos.

46.- Presumió que la residencia oficial de Los Pinos ya no es el ícono del lujo presidencial. Pero no dice que él ahora vive en un palacio. Cínico el presidente. 

47.- Dijo haber brindado apoyo a 8 mil familias de damnificados. Falso, no existe un solo dato en ese sentido. Se habrían robado el dinero.

48.- “Cambio el paradigma; no más el uso de la fuerza contra el crimen; paradigma que resultó catastrófico”. De risa loca la mentira presidencial en 9 meses han muerto más de 26 mil mexicanos; más de cien mexicanos muertos diarios. Esa es la mayor catástrofe en la historia y AMLO calla.

49.- Tampoco dijo nada de la investigación de la tragedia de Martha Érika Alonso, de las 500 pipas que habrían comprado, de los responsables de la tragedia de Tlahuelilpan…

50.- Con un cinismo supino, dijo que su gobierno protege a periodistas amenazados, pero nunca habló de los 17 informadores muertos en su gestión.

51.- “El Estado ha dejado de ser el principal violador de los derechos humanos”, grito AMLO. Pero mintió, ya que la CNDH le ha enviado recomendaciones por violación de los derechos humanos de niños que perdieron escuela, guardería y atención médica.

52.- De nuevo con un cinismo sin límite, habló de respetar los derechos humanos pero nunca hizo referencia a la CNDH, a cuyo titular a querido tirar y cuyas recomendaciones ha rechazado de manera inconstitucional. 

53.- El presidente felicitó a militares y marinos que se dejan sobajar, vejar y humillar, porque ignora que el Estdo tiene el monopolio de la fuerza y de la represión.

  1. Por tercera ocasión prometió que pacificaría al país –lo dijo cuando era candidato, lo dijo cuanto tomó posesión y lo dijo hoy, en el Primer Informe de Gobierno–, pero cuantas mas veces lo promete menos llega la pacificación.

55.- En lo que claramente fue un lapsus, dijo que en su gobierno “ya no se permiten las masacres”. ¿Se permitían en algún otro gobierno? Y que es, sino una masacre, la de Coatzacoalcos, la de Minatitlán; no es un crimen de Estado dejar sin medicinas a miles de enfermos?

56.- “No queremos que desaparezcan las protestas legitimas”, dijo. ¿Quién decide cuales protestas son o no legitimas? Ya olvidó la “Ley Garrote”. El cinismo presidencial.

57.- Nada dijo tampoco del secuestro que se ha desatado en todo el país.

58.- Nada dijo el presidente de la epidemia de feminicidios en todo el país, sobre todo en Ciudad de México.

59.- Nada dijo de la grosera reelección de Porfirio Muñoz Ledo en la Cámara de Diputados y del intento reeleccionista de Morena.

60.- Y presumió que los mexicanos están felices, felices, felices porque ya se siente “la regeneración de la vida nacional”.

Así las mentiras y el mentiroso.

Se los dije.