No una, ni dos… hasta en tres ocasiones el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador reservó información sobre escándalos o proyectos polémicos de su administración.

Primero, en septiembre, el Comité de Transparencia reservó por cinco años el plan maestro; el proyecto ejecutivo y los estudios de seguridad y aeronavegabilidad del aeropuerto mixto civil/militar que se construye en la base militar de Santa Lucía.

-Publicidad-

Al respecto, se argumentaron motivos de seguridad nacional: «La divulgación de esta información representa un riesgo real, en virtud de que podría ser utilizada por miembros de la delincuencia organizada para consumar delitos de espionaje, terrorismo, sabotaje, traición a la patria, genocidio, dentro del territorio nacional», afirmó el Comité.

Del mismo modo, hace unos días, la Secretaría de la Defensa Nacional reservó por cinco años las órdenes que recibieron los elementos militares durante el operativo en Culiacán para la captura de Ovidio Guzmán; mismo que en realidad culminó con la liberación del hijo de “El Chapo Guzmán”.

En ese caso, la Sedena argumentó que “su divulgación puede comprometer la seguridad nacional”.

Y finalmente, el 29 de diciembre, la Sedena también reservó por cinco años sobre la bitácora de viaje del vuelo que trasladó al expresidente de Bolivia Evo Morales hasta México.

¿El motivo? Que divulgar los datos revelaría información sobre la operación de las fuerzas armadas y pondría en riesgo a la tripulación que realizó el viaje.

La presunta es: ¿Por qué el gobierno reserva la información precisamente de su proyecto más polémico y de dos escándalos de la administración?

Te puede interesar:  ”¿Qué carajos va a informar AMLO este 1 de julio?”: Ricardo Anaya (Video)