México. Luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó que vivirá en Palacio Nacional, que durante décadas fungió como oficinas de Presidencia y sede de la Secretaría de Hacienda, el recinto tendrá que ser adecuado para albergar a la familia presidencial.

Por esta razón se compraron utensilios de cocina y para el comedor, artículos de limpieza, abarrotes y paga de televisión satelital, el menaje se surtió en Palacio de Hierro, Liverpool mientras que la despensa en Walmart, Superama y Chedraui.

Ya que en las cocinas de Palacio Nacional está prohibido el uso de gas, se compró una parrilla eléctrica portátil con un  costo de 25 mil 147 pesos, que incluye varios recetarios de cocina con una costo de mil 753 pesos, para poder cocinar al jefe de estado.

El gasto por utensilios fue de 13 mil 719 pesos los cuales se adquirieron en Palacio de Hierro y otros de 6 mil 998.62 pesos que se gastaron en Liverpool.

De acuerdo con el oficio OPR/SP/045/2019 escrito por Jael Hernández Hernández director general de Recursos Materiales y Servicios Generales de la Oficina de la Presidencia, se informó que:

Se tuvo la necesidad de adquirir utensilios para el servicio de alimentación (partida de gasto 22301), en particular una parrilla eléctrica portátil, la cual se encuentra en Palacio Nacional y se encuentra a disposición del titular del Ejecutivo. Por lo anterior, solicito su amable intervención para el reembolso de gastos que ampara la factura 28783 de fecha 9 de mayo de 2019 por $25,147.00 (veinticinco mil ciento cuarenta y siete 00/100 m.n); el gasto de la factura se ajusta a la cantidad antes mencionada, ya que la parrilla contiene recetarios que aumentan su precio en $1,753.05 (mil setecientos cincuenta y tres 06/100m.n.)”

Por otra parte, para la alimentación de los empleados de presidencia durante las reuniones de trabajo que se han llevado a cabo en Palacio Nacional, se expidió un cheque a nombre de Laura González Nieto, por la cantidad de 6 mil 913.35 pesos por concepto de compra de abarrotes diversos.

Además, entre el mes de marzo y mayo se pagaron 16 mil 426.66 pesos a la corporación Novavisión S. de RL. de C.V, por los servicios prestados a Presidencia por televisión de paga.

Cabe recordar que en el año 2001, surgió un escándalo en el gobierno de Vicente Fox, cuando se reveló el gasto del Toallagate, documentado por la periodista Anabel Hernández, noticia que tomó por sorpresa al expresidente, el cual negó la denuncia hecha en la investigación periodística en la que se evidenciaba la adquisición de toallas con un valor de más de 4 mil pesos, datos que posteriormente se borraron del sitio oficial Compranet.

MEVS