México. Este primero de septiembre, se llevó a cabo el primer informe de Gobierno, en el cual el presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer el avance que se ha logrado en torno a los proyectos establecidos en su gobierno, en los distintos sectores del país.

En su discurso, habló de temas como el crecimiento económico, el aumento de salarios, los acuerdos migratorios, proyectos como el Tren Maya y los Programas de Becas para apoyo a jóvenes como ‘Jóvenes Construyendo el Futuro’, así como la inversión extranjera, y la industria privada, con la que hace poco logro acuerdos de financiamiento.

Sin embargo, el presidente López Obrador omitió mencionar algunos temas con los que se ha visto marcada su administración a tan solo nueve meses de haber iniciado su sexenio.

A pesar de haber mencionado el acuerdo migratorio que logró pactar el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard; AMLO, olvidó pronunciarse sobre los múltiples ataques y señalamientos del mandatario estadounidense, Donald Trump, en los que ha acusado a los mexicanos de no ser buena influencia para su país, además de amagar con la imposición de aranceles si el país no frena los flujos migratorios

Esto, contrario a lo que Andrés Manuel López Obrador se comprometió varias veces en campaña, cuando hablaba de defender la soberanía del pueblo ante las amenazas de Trump.

Además, no hizo mención alguna sobre la tragedia ocurrida el pasado 24 de diciembre, fecha en que la exgobernadora de Puebla Martha Erika Alonso perdió la vida junto a su esposo Rafael Moreno Valle, en el accidente aéreo en que fallecieron.

Aún más reciente, y tema por el cual hubo gran controversia dado el actuar de los manifestantes, fueron los homicidios, en especial de los feminicidios, tema que preocupa dado el alarmante crecimiento que se ha registrado los últimos meses en el país.

Ligado a esto, el mandatario no tocó el tema de las masacres ocurridas en Minatitlán y Coatzacoalcos, ambos municipios de Veracruz, en los que más de 20 personas perdieron la vida, luego de ser atacados por hombres armados que abrieron fuego en contra de los presentes en los eventos de convivencia donde ocurrieron las agresiones.

Cabe señalar, que olvidando estos temas, el presidente López Obrador prefirió condedar los atentados ocurridos en El Paso, Texas, en donde ocho mexicanos perdieron la vida, olvidándose del problema de violencia que se vive en México.

No olvidemos uno de los grandes logros ocurridos en su tierra natal, Tabasco, en donde se aprobó la Ley Garrote, la cual condena a 20 años de prisión a todo aquel que se manifieste en contra de empresas públicas y privadas, hecho que vulnera el derecho de los cuidadanos a manifestarse en vía pública,

En su primer informe, el presidente tampoco aclaró los conflictos de interés que se han presentado en su gobierno, los cuales han provocado la renuncia de varios funcionarios a cargo de las dependencias de gobierno, en donde se ha acusado de tomar decisiones sin sustento, además de colocar a personas en cargos del que no tienen conocimiento alguno.

Y como en todos los gobiernos, no hizo mención alguna sobre lo que ocurrirá con la cultura, a pesar de que presume que su gestión se basa en la cultura y los valores de México, no habló de proyectos en este sector ni de su situación económica, a pesar de las varias denuncias que se han presentado por falta de pagos.

De igual forma ocurrió con el sector turístico y con la ciencia y tecnología áreas que han sido severamente limitadas en cuestión presupuestal y el proyecto de austeridad republicana.

Esto sin dejar en claro, como se desarrollaran estos sectores y problemáticas a lo largo de su gobierno.

MEVS