México. Andrés Manuel López Obrador informó que las autoridades de Estados Unidos no han notificado al gobierno mexicano la investigación que implementaron contra Enrique Peña Nieto, ya que se le acusa de recibir sobornos a cambio de autorizar la compra de Fertinal.

El mandatario aseguró que sólo sabe que la Fiscalía General de la República ya tiene listas las órdenes de aprehensión para los involucrados en la compra de una planta de fertilizantes.

-Publicidad-

«Se decidió comprar una planta de fertilizantes, esta planta la privatizan primero y luego la compran, se estatiza porque estaba de por medio el negocio y tarda muchos años sin operar y ya estaba en ruinas, en el marco del llamado Pacto por México se decide comprar la planta y se pagan cerca de 400 millones de dólares, (…) además de la compra se otorga un crédito para hacer una planta porque la planta antigua ya no pudo repararse y se destinan otros 400 millones«.

Dicha transacción le dejó una deuda a Petróleos Mexicanos (Pemex) cercana a los mil millones de dólares que fue financiada por la Banca de Desarrollo; es decir, dinero del presupuesto del país.

AMLO apuntaló que los consejeros de Pemex no denunciaron ninguna irregularidad y que la única denuncia al respecto fue archivada; además, adelantó que en caso que el gobierno de Estados Unidos requiera información, él será abierto en la información aunque afirmó que el objetivo no es «perseguir a nadie».

A pesar de que reiteró que no es partidario de la venganza, López Obrador aseguró «es muy difícil que el presidente no se entere de un negocio de esa magnitud».

Te puede interesar: EPN bajo la mira de EU

CA