México.- Pese a que el plazo que el mismo López Obrador se fijó para disminuir  la violencia se cumple hoy, después de los lamentables hechos acontecidos en Minatitlán, Veracruz parece que no han bajado o que la situación va peor.

Ello, luego de que el mandatario aseverara que con la estrategia que implementarían y con el despliegue de la Guardia Nacional, el cual por cierto fue anticipado en algunas entidades del país, México dejaría de ser un país violento e inseguro. Sin embargo, no hay resultados al respecto, sino por el contrario, sólo expone pretextos y culpa a gobiernos anteriores, reprochó Estephany Santiago Fernández dirigente nacional del Partido de la Revolución Democrática (PRD).

«La violencia no ha disminuido, al contrario esta ha aumentado, de abril a la fecha los homicidios van en ascenso, los feminicidios y la inseguridad en las calles son preocupantes, el gobierno federal se muestra indiferente ante lo que acontece y es claro que la estrategia que han implementado no ha dado resultados ni se ha mostrado un mínimo avance en la materia, de nada han servido las reuniones del gabinete de seguridad «, señaló.

Por su parte, la lideresa del PRD abundó que las cifras son alarmantes. Si López Obrador tiene otros datos, estos son ajenos a lo que sucede en nuestro país. «La ciudadanía no está ‘feliz, feliz, feliz’. De acuerdo a información periodística, de enero a la fecha se han registrado 29 mil 629 víctimas, la mayor violencia de que se tenga registro al inicio de un sexenio».

Al respecto añadió que si el gobierno federal no da un golpe de timón a su estrategia en materia de seguridad no dará certeza ni seguridad en las calles, «los hechos tan lamentables que en días recientes han acontecido en diversos estados de la República por ningún motivo deben repetirse, nuestro país no puede ser diariamente un baño de sangre».

Te puede interesar:  Diputados reconocen a Ifigenia Martínez con Medalla Sor Juana Inés de la Cruz

Expresó que lo acontecido en Culiacán, Sinaloa fue una muestra de incapacidad e improvisación del gobierno federal, fue un operativo mal ejecutado y se puso en riesgo a la ciudadanía en todo momento con una estrategia mal implementada. 

Finalmente señaló que es urgente un trabajo coordinado entre López Obrador y su gabinete de seguridad con todos los niveles de gobierno y que el combate a la inseguridad se dé con una estrategia integral.

MR