CDMX.- No cabe duda que la situación económica en México ha obligado a decenas de familias a integrarse al comercio informal. Pese a ello existen las famosas Chelerías en Iztapalapa, pero así se las disputan la Unión Tepito y el Cártel de Tláhuac.

Esperando mejorar las finanzas personales, muchas personas apuestan por negocios dedicados a la venta de bebidas preparadas.

-Publicidad-

Pero con lo que no cuentan es que no solo deben preocuparse por las autoridades y los permisos que entregan las alcaldías. Sino que células de grupos del crimen organizado manejan esta clase de lugares en varias alcaldías de la CDMX.

Así lo reveló la Policía de Investigación de la Fiscalía General de Justicia capitalina, quienes detectaron que pese a que los negocios son ‘independientes’ hay cárteles detrás.

Esto sucedió con el local de ‘Las Fregonas’, un lugar que vende cervezas y otras bebidas en la colonia Lomas de San Lorenzo, en Iztapalapa.

Sin embargo, lo que dejaba más dinero era la comercialización de drogas e incluso se habló de servicios de índole sexual.

Según las autoridades locales nunca se dieron cuenta de estas actividades. Pero las indagaciones de la PDI detallan que inspectores y agentes de la Secretaría de Seguridad Ciudadana recibieron sobornos.

TE PUEDE INTERESAR: ASESINAN A BALAZOS A UN HOMBRE EN FRAY BARTOLOMÉ EN TEPITO (VIDEO)

Aunque en realidad el mayor problema es la disputa de territorio entre el Cártel de Tláhuac y la Unión Tepito. Quienes buscan obtener más plazas para distribuir sustancias ilícitas y generar mayores ganancias.

Gracias a las denuncias, fue posible desmantelar este lugar en donde fueron detenidos dos hombres y dos mujeres. Édgar Miguel Sandoval Novelo, de 29 años; Giovanni López Silvia, de 23; Joanna Guadalupe Salas Leonardo, de 22, y Miriam Guadalupe Garfias Navarro de 19 años.

Según los detenidos, era la única forma que tenían para sobrevivir y solo tendrían una condena de 8 meses en prisión. Incluso el lugar solo duró una semana clausurado.