México.- Tal parece ser que pertenecer a la Ayudantía del presidente Andrés Manuel López Obrador garantiza saltar a un puesto dentro del gobierno federal.

Se trata de un grupo de jóvenes que acompañan al titular del Ejecutivo y tienen como objetivo salvaguardar su vida o cuidar de sus necesidades.

-Publicidad-

De acuerdo a Forbes, la Ayudantía del mandatario tabasqueño cuesta un poco más de 1 millón de pesos mensuales, pagados con presupuesto público.

Lo que se ha visto en los últimos meses, es que algunos brincaron de la Ayudantía a puestos petroleros de Petróleos Mexicanos (Pemex), otros ambientales, algunos saltaron al Servicio de Administración Tributaria (SAT) y recientemente, una más, tiene puestazo en la Secretaría de la Educación Pública (SEP).

Ellos son algunos de los jóvenes que aprovecharon su estadía en la Ayudantía para saltar a cargos de gran relevancia, aún sin con la experiencia debida.

Pamela López Ruiz

Una joven arquitecta que, sin mucha experiencia en el ramo, se convirtió en la encargada de uno de los programas más importantes de la secretaría a cargo de Defina Gómez llamado “La Escuela es Nuestra”.

Ángel Carrizales

Su caso es destacable, pues bateado dos veces de la Comisión Reguladora de Energía (CRE), también lo cepillaron en dos ocasiones como consejero en Pemex, igual le negaron un lugar en la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), pero ahora, finalmente, está al frente de la Agencia de Seguridad, Energía y Ambiente (ASEA).

Paloma Rachel Aguilar

Se desempeña como administradora general de Recursos y Servicios en el SAT, donde percibe un sueldo mayor a los 100 mil pesos mensuales.

Javier Portugal Dorantes

Igual que el caso anterior, trabaja en el SAT y está a cargo de los Servicios al Contribuyente.

Diego Hernández

Otro caso destacable, ya que ha dado varios brincos gubernamentales, de estar en la Ayudantía pasó a coordinar las Becas Elisa Acuña en la SEP y dejó ese puesto para llegar a Morena, donde lleva la comunicación y la propaganda del partido.