México. El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) «perdió el control» en su tierra natal, Macuspana, Tabasco; además, llamó mentirosos a sus paisanos, quienes respondieron «no» cuando fueron cuestionados si estaban recibiendo los beneficios de sus programas sociales.

En su visita por Macuspana, Tabasco, López Obrador señaló que parece que su Gobierno no está haciendo nada y cuestionó a los tabasqueños presentes sobre si los adultos mayores estaban recibiendo sus pensiones, así como niñas y niños con discapacidad. Además, sobre si preparatorianos tienen beca, a lo que le respondieron que no.

-Publicidad-

No obstante, el presidente López Obrador reviró rápidamente: «Ah, ¿cómo que no, cómo que no? La mentira es del demonio, es reaccionaria, conservadora. La verdad es revolucionaria».

Te puede interesar:  Riña deja un muerto y dos heridos en penal de Villahermosa