México.-Este jueves el presidente, Andrés Manuel López Obrador pidió la renuncia del director ejecutivo de la Agencia de Seguridad, Energía y Ambiente (ASEA), Luis Vera quien dijo que hubo presión por parte de la Secretaria de Energía, Rocio Nahle para obtener la resolución ambiental de la refinería de Dos Bocas.

El pasado 14 de agosto, Vera Morales reconoció en entrevista que «hubo una gran presión» para aprobar el resolutivo en el menor tiempo posible, “por su puesto -lo saben-, había una gran presión de que esto saliera rápido”, dijo en su momento.

Lo anterior ya le costó el trabajo a Luis Vera quien dejará de ser el titular de la ASEA a partir de este viernes, de acuerdo con una publicación de Milenio.

En el resolutivo que dio la ASEA se afirmaba que no se iba a tener Impacto Ambiental por la Construcción de la Refinería de Dos Bocas. No obstante, también se le  indicó a Pemex que «existe la probabilidad de presentarse un evento no deseado en materia de riesgo ambiental”. Por lo que se le pidió a la petrolera implementar varias medidas.

MDJA

Te puede interesar:  López Obrador, un conservador disfrazado de liberal