México. Recientemente, Alfonso Durazo, titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana hizo evidente su grado de ineptitud, al aceptar que alguien más debe hacer su trabajo, ya que su estrategia de seguridad no da resultados positivos.

TE PUEDE INTERESAR: ¡Es su trabajo!: Durazo reta a oposición dar soluciones en estrategia de seguridad

-Publicidad-

Ante ese llamado que hizo a la oposición para combatir la inseguridad, es necesario recordar que, al cumplirse el primer trimestre de gobierno de Andrés Manuel López Obrador, ambos se comprometieron a reducir los índices de violencia.

“En seis meses ya van a estar operando todos los programas. Esto va a ir mejorando mucho considerablemente en la medida que se vayan consolidando tres acciones: fortalecer los programas sociales, la Guardia Nacional y cero corrupción en los gobiernos”.

Tanto el Primer Mandatario, como Alfonso Durazo aseguraron que en un lapso de seis meses reforzarían la seguridad en el país; sin embargo, ese tiempo ya se cumplió y los resultados en materia de crímenes y homicidios, sigue a la alza.

Debido a lo anterior, es claro que, tanto Alfonso Durazo, como López Obrador, son responsables de su fallida estrategia de seguridad y estos, se ve reflejado en la supuesta disyuntiva de salvar decenas de vida, a cambio de liberar a un narcotraficante.

El gabinete de seguridad de la Cuarta Transformación fracasó ante la captura de Ovidio Guzmán, hijo de Joaquín “El Chapo” Guzmán; operativo que estaba previsto desde meses antes, en coordinación con las autoridades de Estados Unidos.

Tras la liberación del presunto narcotraficante, el gabinete argumentó y reconoció la estrategia que empleó la ofensiva para replegar a las fuerzas armadas mexicanas, amenazando con agredir a la ciudadanía, supuestamente.

Alfonso Durazo, sin experiencia en materia de Seguridad

Aunado a la serie de fracasos en materia de seguridad, se ha revelado que Durazo tiene nula experiencia en el tema, por lo tanto, es evidente que el fracaso para frenar la violencia y el crimen que acechan al país.

Si lo anterior revela la pésima calidad del trabajo del titular de Seguridad, aún falta mencionar que el funcionario fue investigado en 2005 por la PGR por mantener vínculos con “El Mencho”, líder del Cártel de Jalisco Nueva Generación.

Éste es sólo uno de los escándalos relacionados al crimen organizado en los que se le ha involucrado y al parecer, al presidente López Obrador le tiene sin cuidado.

Te puede interesar:  AMLO apoya a López-Gatell, pero se olvida de familiares de muertos por Covid-19