México.- El grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en la Cámara de Diputados denunció que el gobierno federal utiliza los programas sociales para promover, de manera ilegal, la consulta ciudadana sobre el juicio a los expresidentes.

El vocero de la bancada, Héctor Yunes, aseguró que por medio de la Secretaría del Bienestar se entregan panfletos a los beneficiarios para que participen en la consulta que se tiene programada para el próximo 1 de agosto.

-Publicidad-

La promoción que hace el gobierno es ilegal, pues de acuerdo con el artículo 35 de la Constitución, el INE tendrá a su cargo, exclusivamente, la difusión de la consulta popular. En otras palabras, ninguna autoridad federal, local o municipal podrá promocionar el mecanismo de democracia directa, por lo que el INE debe sancionar a quienes infrinjan este principio y garantizar que se suspenda la difusión de toda propaganda gubernamental”, manifestó.

El priista precisó que la consulta es solo una estafa más del gobierno de la llamada Cuarta Transformación, pues recordó que, de acuerdo a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), la Fiscalía General de la República (FGR) ni el Poder Judicial se ven obligados a actuar contra alguien.

Agregó que este ejercicio por parte de la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador costará cientos de millones de pesos y no será útil en lo absoluto.