Ya nos dejaron muy claro que ellos tienen el poder para manipular las cosas a su antojo, y como ejemplo sobran, pero aquí les pongo algunos.

Empecemos con lo más sencillo. Estoy segura que fue un factor principal para que Andrés Manuel López Obrador ganara la presidencia, por supuesto me refiero al control que tiene sobre sus “Benditas Redes”. Debo reconocer que Epigmenio Ibarra cumplió con el objetivo de una forma espectacular. Manipuló, polarizó, dividió al pueblo mintiendo de una forma perfecta. Tal es el caso, que las mentiras de tanto repetirlas las convirtieron en verdades, y eso sólo alguien tan maquiavélico y  resentido como él podría lograrlo. Ellos hicieron lo posible hasta lo imposible para lograr el triunfo a costa de lo que fuera, no les importó que tantas mentiras se convirtieran en una bola de nieve que a futuro podría aplastarlos, eso los tiene sin cuidado, la prueba está.

Aquí el asunto es que a toda consta nos quieren dejar bien claro que el poder lo tienen ellos, y que pueden hacer mil cosas para lograrlo. Hace unos días el periodista Jorge Berry fue amenazado de muerte por hacer su trabajo, por exhibir al gobierno actual, por decir que el presidente de México no está cumpliendo con todas sus promesas de campaña, por decirle que se la pasa polarizando y sembrando odio, en pocas palabras, toreando a sus huestes para que a la voz de «¡YA!», atacar con todo. Nuestro presidente sabe que ha creado un gran MOUNSTRO, lleno de odio, frustración, ira, resentimiento y ganas de matar, no exagero, eh. La prueba más resiente es la amenaza de un supuesto Suboficial de la Comisión Nacional de Seguridad y por supuesto simpatizante de AMLO, quién textualmente dijo “Nada mas una cosa Don Jorge: el que avisa no traiciona. Ándese con cuidado” “Los accidentes pasan”, encima de la hoja de papel, cuatro balas. El periodista Jorge Berry hizo lo propio y denunció ante las autoridades. De verdad espero se tomen cartas en el asunto.

Vean el poder que les dan para que sigan amedrentando a quienes no pensamos igual y que evidenciamos su soberbia y caprichos de nuestro presidente, y por obvias razones salen ellos como caninos con rabia a querer desmembrarnos a mordidas.

Tengo muy claro qué hay de malditos a malditos, lo digo porque después del supuesto accidente en el que la Gobernadora Martha Erika Alonso y de su esposo, el senador Rafael Moreno Valle perdieran la vida junto con tres personas más, los simpatizantes de morena y el detestable, nefasto hombre sin principios (me disculpo, pero no hay otra forma de describirlo), por supuesto me refiero a Gerardo Fernández Noroña,  empezaron a hacer una campaña de desprestigio, argumentando que que eran unos malditos y mofándose de una forma descarada de lo sucedido, decían que lo merecían. Otros decían que venían de una auditoría, y que seguramente habían escapado con dinero para no ser descubiertos.

Pero todo esto es gracias a nuestro presidente Andrés Manuel López Obrador y a sus esbirros: Yeidkol, Ackemann, Taibo, Tatiana Clouthier, Noroña y todos los demás. Todos, son ideólogos, eso significa una visión bipolar del mundo: o conmigo o contra mi. Para ellos no hay medias tintas ni mucho menos una tercera posición. Por eso o está uno con ellos y su totalitarismo o es un enemigo a ser eliminado, por más que diga AMLO que respeta, es mentira. Por eso son persecutorios, y en lo posible sometidos, son el mal en persona.

¡Por es digo qué hay de malditos a malditos!

Entonces en términos de maldad, cualquiera es un pan de Dios en  comparación con de ellos.

No nos hagamos bolas. Al no asistir al funeral de la Gobernadora a expresarle sus respetos frente a los restos mortales de las víctimas del accidente, dejó muy claro que jamás la respetó, pero ademas  no se iba a exponer y mejor prefirió enviar a la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero. Mientras él analizaba cómo carajos iba a desviar el tema y evitar estar como sospechoso del terrible supuesto accidente, donde una caja negra no era contra incendios, ¡háganme el favor!

Y de repente en su homilía matutina abre la temporada permanente de cacería de brujas. Al principio la caza puede ser de baja intensidad, pero de que se pone de a peso, se pone. Antes de que tengamos la ruina económica, ya se dio señal para una cacería social.

Pues esto de dividir al país en los buenos y neofascistas canallas es muy oportuno. Es gravísimo lo que hizo.

Solito dio el brinco y paso del asunto específico a los enemigos neofascistas canallas, ese será ya el tema para sus hordas.

Pero si no fuera peor el asunto y para dejar sepultado el tema del accidente, nos salen que a como de lugar,  Miguel Barbosa tiene que ser Gobernador de Puebla, valiéndole todo, con tal de tener el poder absoluto. Y créanme que esto no es por premiar a Barbosa, es mera vanidad y soberbia de AMLO.

Con estas muestras de poder evidentemente enaltece y empodera a sus huestes, al grado de amenazar de muerte a quienes se atrevan a criticar a Andrés Manuel.

Por eso inicié diciendo; La forma es fondo y en Política no hay casualidades.

Y resultó muy pero muy conveniente que Barbosa sea de nuevo el candidato para contender por la gubernatura del Estado de Puebla.

Aquí les valió si la gente sospechaba aún más por esta decisión, y por todas esas declaraciones agresivas y amenazantes de Yeidkol, Barbosa en contra de Martha Erika Alonso ya siendo Gobernadora, inclusive el presidente AMLO le recortó gravemente el presupuesto a ese Estado.

Ya vieron que por encima de quien sea, él va a lograr su sueño, tener el poder absoluto.

¡Por eso digo que hay de malditos a malditos!

Ahora esperemos los resultados de las elecciones a modo en el Estado de Puebla para Gobernador, pues Gobernadora nunca hubo para los de morena y nuestro presidente.

En política nada es casualidad, bien dicen.

Deseo profundamente que los que verdaderamente amamos a nuestro hermoso país nos pongamos las pilas y no permitamos que México sea gobernado por una dictadura.

Que el 2019 sea de éxito, salud, trabajo, amor, cordura y bendiciones para todas las familias mexicanas, sin excepción alguna.

Y al presidente de México, Lic. Andrés Manuel López Obrador, deseo que los años le den sabiduría y humildad, basta de soberbia por favor.

Por algo usted firma las pelotas de béisbol con el Salmo 71.